The Guilty Code

¿Cómo afectan los filmes para adultos en el matrimonio? La ciencia responde

septiembre 7, 2017 Actualidad, Exclusivas, Recomendamos
Existe un duro debate y mucha desinformación cuando se trata del consumo de porno dentro de un matrimonio, pero este estudio científico lo clarifica todo.

No más dimes y diretes, la ciencia aborda este polémico tema.

Por Erick E. Tapia (@EseErick)

La pornografía carga con un duro estigma. Sí, es cierto que no es lo más elegante del mundo y que la tendencia es cada vez más explícita y hasta violenta, pero también es cierto que su consumo moderado está relacionado con una buena salud sexual.

Como siempre le digo a mis amigas: preocúpate de alguien que dice que “nunca” consume pornografía porque esa persona está guardándose algo muy fuerte.

Ahora, existe una situación muy particular cuando se trata de parejas, y más específica cuando hablas de matrimonios. Existen desde quienes tienen “prohibido” consumir pornografía, hasta quienes arruinan su matrimonio por una adicción a ella; y claro, los que la consumen juntos para enriquecer su vida sexual. Muchas opiniones y desinformación al respecto.

Quizá por eso sea que The Journal of Sex Research, una de las publicaciones con carácter académico más respetada cuando de salud e investigación sexual se refiere, hizo una extensa investigación y la título “Till Porn Do Us Part?” Para clarifica el impacto de la pornografía dentro de un matrimonio, y tenemos buenas y malas noticias para quienes gustan de disfrutar uno que otro filme para adultos de vez en vez.

El primer dato sumamente preocupante es que cuando las parejas casadas comienzan a consumir porno, el riesgo de divorcio se duplica. El estudio se realizó entre 2,000 adultos casados que fueron encuestados sobre el estado de su matrimonio tres veces en el curso de los últimos cuatro años.

Pero calma, esto no es definitivo.

Este dato es necesario tomarlo con cuidado, porque los encuestados debían responder a la pregunta “¿Ha visto un filme categoría Tres X durante el último año?”. Según los investigadores no está claro si el declive de los matrimonios es atribuible al consumo de pornografía, o si uno de los miembros empezó a consumir porno por el declive del matrimonio.

Como señala el doctor Justin Lehmiller, según un estudio publicado por Archives of Sexual Behavior, dentro de un matrimonio la satisfacción sexual crece durante el primer año, pero después cuando decrece y comienza una sensación de aburrimiento, es entonces cuando se buscan cosas para compensar las necesidades sexuales, como el consumo de pornografía.

A esto se le llama el Coolidege Effect. Según las investigaciones al respecto de este efecto, cuando la vida sexual del matrimonio se vuelve rutinaria y hasta aburrida y se pierde el interés, introducir nuevos elementos como juguetes, nuevas posiciones y el consumir pornografía en pareja puede ayudar a salvar un matrimonio.

Un estudio realizado en 2015 y publicado en el Journal of Sexual Medicine, la pornografía puede incrementa la sensibilidad sexual en los hombres y eleva sus niveles de excitación, ambos factores positivos para la vida sexual de un matrimonio.

Otro reporte publicado por los Archives of Sexual Behavior establece que los estímulos visuales tienes efectos positivos entre parejas casadas y su comportamiento sexual.

The Guilty Code

Simple Share Buttons
Me declaro culpable de la belleza, moda, noticias, fashion y looks