The Guilty Code

Zona MACO: 15 años de WTF is happening?!

febrero 14, 2018 Lujo, Vida Guilty
Zona Maco celebró su 15vo. Aniversario con un récord de asistencia con todo y su ausencia de eje temático, estético o discursivo, con todo y récord de asistencia.

Zona Maco: epicentro del protagonismo, del esnobismo y de la pedantería.

Por Kitzia Nin Poniatowska (@Kitzia_Nin)

Sin duda el proyecto de Zélika García ha florecido. A pesar de su turbulento recorrido y evolución, no exento de problemas y disputas -incluyendo la ruptura en el 2009 con su entonces socio Enrique Rubio, lo que llevó a que la feria de arte desde entonces tenga distintos nombres por la problemática de la propiedad comercial- al cierre de la edición 2018 se reportó una asistencia superior a los 62,000 visitantes.

El problema de MACO es que oscila y da bandazos de un lado al otro, sorprendiéndonos con piezas como la escultura de Mathias Goeritz o la de Brian Nissen; o un desapercibido Jackson Pollock atípico previo a su época de dripping, a un muy fotografiado espejo de Anish Kapoor; un jeff koons típicamente kitsch o los Robert Indiana de LOVE.

Con 170 expositores provenientes de 27 países de Latinoamérica, Europa y Asia; uno, al menos yo, esperaría encontrar una propuesta, olvídense de sólida, ¡simplemente una propuesta!

Esa ha sido la constante de MACO a lo largo de estos 15 años, lo que le ha valido que en algunas ediciones pasadas la califiquen de catastrófica. Y sin embargo tenemos reseñas y notas en donde lo denominan “el epicentro del coleccionismo”. Después de haber ido el miércoles pasado temprano antes de que llegara el esperado tren del mame, yo más bien plantearía si es el epicentro del protagonismo, del esnobismo y de la pedantería de los que quieren salir en la foto: aunque sea solo en su propia cuenta de FB o Instagram.

Ahora resulta que hubieron 62,000 mexicanos que frutas vendían, ciruelas, chabacanos, melones y sandías: Ni en los bodegones de Fernando Botero, artista cuya obra pareció proliferar durante esta edición.

Acaso fui la única en apreciar la sutil belleza del biombo de Ángel Zárraga, extraordinarios dibujos de Mathías Goeritz o la Belleza de las obras del artista chino Zhuang Hong Yi de La Galería Smith Davidson?

Zona Maco ha sido paradójicamente una pieza clave en la proyección y el acomodo del arte contemporáneo en México. Ha sido asertivo en año con año presentar una feria de arte cuya popularización lo han coronado como el evento social de la temporada. Todo un happening en la vida de los chilangos, por incomprensibles que la mayoría de las piezas expuestas sean; es el escenario para ver y ser visto.

Con efectos de réplica, el jueves pasado se inauguró en el recién remodelado Frontón México Material Art y esa misma noche Feria Arte10 en el Museo Cuatro Caminos y salón ACME Presentaron iniciativas paralelas de “arte contemporáneo”.

Resultó muy afortunadas esta edición con más de 62,000 asistentes lo que representa una ganancia y utilidad cercana al millón de dólares nada más de el acceso a la feria, y sin embargo la iniciativa de apoyo para los damnificados de los pasados sismos de septiembre es una playera de Gabriel Orozco.

Deseando de todo corazón que éste denominado “epicentro” realmente sea el puente o los puentes que nuestro México requiere para cruzar las aguas, y no se quede en el simple intento del selfie a través de redes sociales. O del breve espacio fugaz y perenne de la pedantería.

The Guilty Code

Simple Share Buttons
Me declaro culpable de la belleza, moda, noticias, fashion y looks