Conoce las 10 marcas de lujo más valiosas de BrandZ

Cada día, son más las personas que buscan adquirir productos de lujo. Las marcas ya suelen ser reconocidas por su trayectoria en le mercado, y la publicidad que manejan es bastante exclusiva. Según datos de BrandZ™ de Kantar Millward Brown y WPP, Gucci fue quien creció más ese 2018, pero no se encuentra en primer lugar de la lista de marcas de lujo más valiosas.

Louis Vuitton se posicionó como la marca de lujo más valiosa del 2018. 

Por Paco Deveaux (@devolas)

De acuerdo a las estadísticas obtenidas por  BrandZ de Kantar Millward Brown y WPP, las marcas de lujo siguen fuerte en el mercado. Su publicidad exclusiva y estilo de vida de quien las adquiere coloca a ciertas marcas como las favoritas por encima de otras. Aunque este año Gucci creció de manera impresionante en valor, es Louis Vuitton quien encabeza la lista. Esto es gracias a un crecimiento del 41% en valor de la marca, que asciende a 41.138 millones de dólares. Por su parte, Hermés, en el puesto siguiente tuvo un crecimiento del 20%, valorada en 28.063 millones de dólares.

TE PUEDE INTERESAR: ¿Por qué a los hombres les atraen las marcas de lujo? Seguro querrás saber

Aunque fue la marca que más creció en el 2018, Gucci se encuentra en el tercer lugar.   Tuvo un 66% de crecimiento, hasta alcanzar los 22.442 millones de dólares. En comparación con años anteriores, la marca vio un alza dentro del mercado. La demanda seguirá creciendo, de acuerdo a expertos. Esto se debe a que Gucci se está adaptando al importante proceso de tecnologías digitales como Instagram y otros medios sociales. Con ello, está acercando su producto a un público millenial. Estas tres marcas son las únicas de la categoría de lujo que aparecen en el Ranking BrandZ de marcas más valiosas del mundo en 2018.

En el ranking global de la lista, Louis Vuitton está en el puesto #26, mientras que Hermés en el #39 y Gucci llegó al #54. Lyle Maltz, experto de Kaantar Consulting, dijo sobre las marcas: “estamos observando la democratización del lujo en distintas vertientes. Las marcas de lujo no solo tienen que hacerse accesibles a una audiencia más diversa, si no también tienen que competir contra nuevas categorías, como las experiencias y los viajes que los individuos consideran lujos. Ahora encontramos individuos que se pueden regalar una buena comida como recompensa por un buen trabajo hecho o pagar la cuota de un gimnasio de lujo como experiencias premium. Estas se consideran por ellos compras de lujo, pero lujos que pueden permitirse de forma regular. La pregunta es, ¿cómo juegan las verdaderas marcas de lujo en un espacio donde los ‘artículos de lujo’ puede ser de precio más bajo, pero aún así en la parte más premium de su categoría?”.