Olvídate de los tabús y aprende los beneficios del auto placer femenino

Existen tantos tabús alrededor de la masturbación que es imposible mencionarlos todos. Pero lo que no te dicen, es que en realidad tiene excelentes beneficios para la salud, especialmente para las mujeres. No solo te relaja, ayuda con el dolor de cólicos y aprenderás a saber lo que te gusta.

Deja los tabús a un lado y explora tu sexualidad. 

Por Paco Deveaux (@devolas)

Lo mejor que puedes hacer para ti y tu pareja, es conocer tu cuerpo a la perfección. Saber qué te gusta y como, o las zonas que más placer te provocan se puede obtener con la práctica. Pero la realidad es que no hay nada mejor como la auto exploración, y esto significa que tu misma debes aprender a satisfacerte. Los tabús al respecto existen desde siempre pero el sexo más seguro es el que tienes contigo mismo.

TE PUEDE INTERESAR: La felicidad depende 50% de nuestra genética, revela la ciencia

Esto, por cuestiones religiosos o culturales, está mal visto. Y por eso, no se habla de los beneficios que trae el hecho de auto complacerse. Para las mujeres es especialmente saludable. Ayuda a quitar los dolores menstruales y funciona como desestresante. Mira los cinco beneficios que vienen de hacerlo.

1. Dormirás mejor

Cada vez que tienes un orgasmo, se liberan endorfinas, dopamina y oxitocina. Todas estas sustancias hacen que te sientas bien, pero además te relajan bastante. Además, liberas tensión física y mental, ayudando a que pases una buena noche y descanses.

2. Mejor relación

Saber lo que te gusta, te excita, te molesta o te da lo mismo es crucial. A la hora de estar con tu pareja, conocer estos detalles los pueden ayudar a ambos para tener una mejor relación sexual.

3. Cumplirás mejor con tu dieta

Por si fuera poco, además de sentir placer, podrás mantener tu dieta mejor. Los niveles de oxitocina que hacen que te sientas bien ayudan a que olvides la ansiedad por comer azúcares y harinas. Con tan solo un poco de estimulación física lo logras.

4. Músculos activos

Hay varios ejercicios para fortalecer tus músculos vaginales, como los famosos Kegel. Cuando tienes un orgasmo, éstos se contraen. Lo que hacen es ayudar con la incontinencia e incluso a reducir el dolor de cólico.

5. Vida sexual activa

¿Quién dice que para tener una vida sexual activa debes tener pareja? Además, el no tener relaciones frecuentemente disminuye tu libido. Mejor combate eso con un poco de ayuda propia para que nunca pierdas las ganas.