Vogue desahucia a los influencers, ¿se acerca el fin?

Los Influencers tomaron la web de las riendas. Eran ellos quienes podían ayudar a hacer o deshacer una marca con una simple foto o mención. Son ellos a quienes las grandes marcas buscaban para promocionar sus productos, tras pagar una buena cantidad de dinero. Pero ahora, quizás las cosas cambien.

La era digital está llena de cambios constantes, y ahora puede estar afectando a los Influencers. 

Por Paco Deveaux (@devolas)

Poco a poco se nos fue introduciendo al mundo del internet. En el año 2000, platicábamos con amigos a través del ya desaparecido pero amado Messenger. Miles de conversaciones sucedían sin que el resto de la familia pudiera usar el teléfono, porque en ese entonces, la línea telefónica era la que conectaba a la web. Los chat rooms eran otra opción más que popular, donde podías conocer a personas de todo el mundo y escribir durante horas. Los blogs, fotoblogs, Tumblr y MySpace eran también importantes para los jóvenes. Eran una fuente de desahogo, un lugar donde expresarse fácilmente, a veces con todo e imágenes.

Con el avance en la tecnología, todo fue diferente. Los smartphones nos permiten hacer todo desde un mismo lugar; WhatsApp, Instagram, Facebook, YouTube, Twitter y más plataformas unen a los usuarios de manera inmediata. Y para quienes se pusieron la pilas, en internet ha sido una importante fuente de negocios. Los Influencers revolucionaron el marketing digital; por una cantidad de dinero, ellos promovían a través de sus redes las marcas o productos. Las grandes marcas se peleaban entre sí porque alguna de estas estrellas de la blogsfera los representara.

Ahora viene otro cambio. Los Influencers pueden ya no tener el mismo efecto que antes. Con la aparición de nuevos nombres de jóvenes, las marcas que antes soltaban el dinero sin pensarlo dos veces lo están reconsiderando. Los beneficios de un post con mención son realmente bajos, y según el Association of National Advertisers solamente funcionan en un 36%. Quizás le ha llegado la hora a los Influencers, y nuevamente las marcas comenzarán a hacer las cosas igual que al principio.

*Con información de Vogue Magazine